Científicos de Harvard demuestran que la leche materna desinfecta hasta las alcantarillas

El Dr. Howards (PhD), director de la investigación, comenzó a sospechar de la fuerza desinfectante de la leche materna cuando vio que en su pueblo natal (Ohio) no existía un Banco de Leche Materna, por lo que las mujeres que producían

scientist-2141259_640

un exceso de leche, la tiraban por el fregadero. Un día pasó al lado de unas obras de mantenimiento del alcantarillado, y notó que no se percibía ese olor a podredumbre que suele expandirse tras la apertura del alcantarillado de cualquier población. Podredumbre procedente de las bacterias producidas en lugares poco ventilados. Así, tomó una muestra de las paredes de las tuberías municipales y la envió al laboratorio. Su sorpresa fue mayúscula cuando los resultados del análisis le indicaron que dicha muestra contenía restos de leche materna.

Así, de vuelta a la rutina, solicitó a la comisión de docencia el comienzo del estudio. Tras tres años y cinco meses de investigación, su hipótesis inicial ha sido aceptada.

El siguiente paso es el de conseguir que las células de la leche materna se reproduzca en laboratorio para desbancar por completo a la lejía y demás desinfectantes. Con esta investigación, la Universidad de Harvard ha sido ascendida a categoría A en “eco-friendly“.

2 respuesta a “Científicos de Harvard demuestran que la leche materna desinfecta hasta las alcantarillas”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × 4 =